29/01/2014
Tras las huellas de Teresa
La gran “PEREGRINACIÓN A LA CUNA Y SEPULCRO DE SANTA TERESA DE JESÚS” a nivel nacional en el verano de 1877 fue una iniciativa entonces sin parangón del apóstol teresiano Enrique de Ossó.
Se trata de un hecho puntual y extraordinario, pero muy expresivo de su teresianismo, tan marcado por el agradecimiento que despierta a amar=obrar. La peregrinación será un “obsequio” a Santa Teresa, motivado por el amor y la generosidad, difícil de comprender para los menos amantes y más calculadores.